jueves, marzo 22, 2007

Oigo visiones

Una chica con muletas, un paseo en el huracán, un recuerdo protohistórico, una embriaguez sutil, voces ininteligibles, humos indescifrables, ruidos de lugares propios en uno extraño. En todas partes la vida late, golpea cada átomo y sacude cada corazón. Las luces brillan, los motores rugen y los ojos siguen mirando. El agua fluye bajo nuestros pies, aunque no la veamos está ahí y no puede pararse.

1 Comments:

At 22:03, Blogger Carlos R. O. said...

Me has sorprendido gratamente, la profundidad de las frases me hacen sentir en una fuga constante, en un ir y venir, me hacen sentir esa persona que busca respuestas y que usa, sabiamente, las palabras para encontrarlas todas.

No te preocupes por lo de Popeye que prometo no copiarlo.

 

Publicar un comentario

<< Home